Espacio vitalidad

LA GIMNASIA FACIAL MEJORA EL ASPECTO DE TU ROSTRO Y TE HACE SENTIR JOVEN

Tanto si ya habías oído hablar de la gimnasia facial como si te acabas de enterar de que existe, puede que te preguntes si realmente es efectiva para rejuvenecer el rostro y evitar la aparición de arrugas. Hace poco se ha demostrado que, en efecto, sí que funciona. En este artículo, repasamos cuáles son estos beneficios y te contamos cómo practicar la gimnasia facial y especificamos algunos aparatos que existen para practicarla y conseguir mejorar la musculatura de la cara (el rostro tiene un total de 43 músculos desde la frente hasta la barbilla). También te enseñamos yoga facial.

ZES - CTA Text - Infografía hábitos saludables 1

Los beneficios comprobados de la gimnasia facial

Recientemente se ha publicado un estudio científico que concluye que la gimnasia facial proporciona beneficios apreciables en el rostro. Los resultados no podían ser mejores: se ha comprobado que con media hora diaria de gimnasia facial puedes conseguir aumentar la musculatura que tienes bajo la piel de la cara para que se rellenen las arrugas desde el interior. Para ello, practica diariamente durante 5 meses como mínimo y con sesiones de unos 20-30 minutos. 

Cuando se practica la gimnasia facial, la musculatura de la cara y cuello:

  • Se fortalece
  • Se reafirma
  • Se tonifica
  • Se moldea

En concreto:

  • El músculo bajo la piel de la zona superior de las mejillas y pómulos se tonifica y rellena las posibles arrugas
  • Aumentas el relleno de las mejillas por la parte inferior
  • Reduces la laxitud porque recuperas la elasticidad de tu piel
  • Ayudas a nutrir y tonificar tu piel porque mejoras la circulación y oxigenación de sus células.
  • Aumenta tu satisfacción sobre la percepción de tu grado de envejecimiento facial

Estos efectos producen el deseado rejuvenecimiento facial, y en el estudio se demostró que este puede percibirse como hasta dos años más joven aproximadamente, lo que contribuirá a que te sientas mejor contigo mismo y con tu apariencia.

Ejercicios de gimnasia facial

  • Haz el gesto de dar un beso y aguanta así mientras echas la cabeza hacia atrás lentamente.
  • Tuerce los labios hacia izquierda y derecha alternativamente y aguantando unos segundos en cada lado.
  • Sujeta con las yemas de dos dedos la frente sobre las cejas y haz el intento de alzar las cejas
  • Abre la boca al máximo y ciérrala lentamente. Haz varias repeticiones (8-12).
  • Realiza un automasaje circular sobre los pómulos con las yemas de los dedos de uno o dos minutos de duración.
  • Llena las mejillas de aire y aguanta 8-10 segundos mientras les das toques con las yemas de los dedos
  • Practica yoga facial. Es una variante práctica de la gimnasia facial inspirada en el yoga que añade los beneficios de mantener la tensión en los músculos en coordinación con la respiración. Si te gusta practicar algún tipo de yoga, estas prácticas no terminan del cuello para arriba. Puedes seguir disfrutando de los beneficios del yoga incluso en tu rostro.

Ya ves que existen varias alternativas para conseguir un rostro tonificado y juvenil mediante la práctica de la gimnasia facial. Aunque seguramente eres consciente de que la apariencia no lo es todo, sí puedes mejorar tu satisfacción sobre la percepción de ti mismo a nivel físico, mientras mantienes un estilo de vida saludable a la vez que reafirmas los músculos de la cara y el cuello. ¡Sentirte a gusto con tu apariencia también forma parte de tu vitalidad!

ZES - CTA Post - Infografía hábitos saludables
Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.