Espacio vitalidad

LAS 10 ACTITUDES DE LAS PERSONAS POSITIVAS QUE TE HARÁN GANAR EN VITALIDAD

Para ser una persona positiva tienes que aplicar la positividad en diversas facetas de tu vida: en ti mismo – en tus pensamientos, actitudes, y hábitos- pero también en el mundo que te rodea y en tus relaciones con los demás. Resumimos en diez aspectos las claves para aprender a ser una persona positiva y ganar en vitalidad.

ZES - CTA Text - Infografía activación y motivación

¿QUÉ ENTIENDES TÚ POR SER UNA PERSONA POSITIVA?

La actitud es tu disposición general ante una situación, tu ánimo al afrontarla. Las personas positivas se caracterizan por tener actitudes y pensamientos positivos, evidentemente. Esto quiere decir que ante una situación adversa suelen mantener esa positividad, de manera que no se hunden en la desesperanza, no realizan predicciones catastróficas y, se podría decir, que no solo mantienen el tipo, sino que lo hacen de una manera que les aporta bienestar y satisfacción interior.

ACTITUDES POSITIVAS QUE PUEDES APLICAR EN TU VIDA DIARIA

  1. agradecido con la vida. Céntrate en lo que tienes, porque nada está garantizado. Puede que tú te lo hayas ganado, pero podrías no tenerlo. Esto significa dejar de centrarte por costumbre en lo negativo. Tómate un momento para reflexionar sobre todas las cosas buenas que tienes en tu vida y valóralas.
  2. Deja atrás el pasado. Puede que hayas pasado por malas experiencias o no estés orgulloso de algún comportamiento que tuviste en el pasado, que te arrepientas de haber actuado de cierta forma. Los malos tragos también pueden positivizarse: piensa qué ha conllevado esa mala experiencia para quién eres ahora, qué aprendiste gracias a ella. Debes reconciliarte con tus errores porque también han contribuido a que hayas llegado hasta aquí.
  3. Ten valor para apartar de ti lo que te perjudica. A veces, por comodidad o costumbre, sigues manteniendo actitudes o relaciones que sabes que no te aportan nada bueno. Te animamos a dar el paso de alejarte y zanjar estos focos de negatividad poniendo por delante tu bienestar.
  4. Asume un papel activo y protagonista en tu vida. ¿Estás teniendo un mal día? Haz algo por ti mismo para mejorarlo, en vez de quejarte una y otra vez de la “mala suerte” que sientes que tienes. Entrénate en tener pensamientos positivos que puedas utilizar para darle un giro a estas situaciones.
  5. Afronta aquello que te da miedo. Muchos de los miedos e inseguridades son autosugestionados y autoalimentados, y esto es un freno a tu positividad. Crees que algo saldrá mal porque te da miedo hacerlo. Ármate con información veraz y apoyo de tu círculo de confianza y planta cara a esos pensamientos limitantes.
  6. Convierte tus defectos o limitaciones en objeto de motivación. ¿Algo en ti no te produce satisfacción? Proponte una meta realista sobre cómo te gustaría mejorar en ello y actúa: piensa un plan de acción y un objetivo claro y asumible.
  7. Comunícate con asertividad y respeto. Convéncete de que la gran mayoría de problemas se resuelven hablando y siendo franco con los demás.
  8. Libérate de los prejuicios. Ten fe en los demás y en ti mismo. Si piensas que no eres capaz de algo, cuestiónate e inténtalo. Asume una mentalidad abierta.
  9. Deja de buscar culpables y víctimas. Céntrate en buscar soluciones y en apoyar a quienes también lo hacen. Dirige tu mirada hacia adelante.
  10. Cuida tu entorno. Sabes que las personas somos seres sociales, estamos preparados para conectar con otros y compartir socialmente nuestra vida. Además, el círculo social que te rodea nota tu energía y actitud, igual que tú puedes contagiarte de las actitudes de otras personas.

Si te rodeas de personas enérgicas como tú, dispuestas a esforzarse, actuar y ayudar, con ilusión por la vida y ganas de vivirla, que aportan soluciones en vez de poner trabas y que disfrutan de los momentos compartidos, este ambiente positivo que te rodea terminará por arrastrarte y viceversa. Recuerda que tu actitud y tu interpretación mental de las cosas tienen el poder de darle el giro positivo a las malas situaciones. Es exactamente lo que necesitas para ser una persona positiva. ¡Contagia tu vitalidad!

ZES - CTA Post - ebook actitud, motivación y resiliencia
Ver todo

Quizá te puede interesar…

Deja un comentario

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.